Se trata de cómo hacer la receta de galletas de almendras. En este caso, una receta de pasta sablé o sableaux que lleva como ingredientes: naranja confitada, canela molida, chocolate y almendra. Lo que más me gusta de esta receta es que queda con una textura perfecta. Crujiente pero no dura. Sobre todo si las dejamos un poco gorditas.

Las galletas o pastas elaboradas con una receta de pasta sableaux o sablé son ideales para acompañar la leche, el café o el té de cualquier momento del día. También, esta misma masa de las recetas de galletas de almendra la podemos utilizar para el molde de tartas. De hecho, son ideales para este fin porque tienen una consistencia firme como os expliqué en cómo crear una receta de galletas desde cero.

La pasta sablé o sableaux forma parte de un conjunto de pastas, denominadas secas, entre las que se encuentran la pasta quebrada, la pasta brisa, a pasta flora y las pastas españolas. La receta de galletas de almendra, es una de las recetas base que podemos hacer de sablé.

Cómo hacer la receta de galletas de almendra

Ingredientes para unas 30 galletas (dependerá del tamaño y grosor que las hagáis)

300 g de harina
200 g de mantequilla
135 g de azúcar glass o lustre o molido
95 g de almendra molida
2 yemas de huevo
100 g de naranja confitada
2 g de canela en polvo
75 g de chocolate (cobertura 55 % cacao) en trozos
Una pizca de sal

Paso a paso de la receta de galletas de almendras

1. Ponemos la mantequilla en punto de pomada. Después incorporaremos por este orden el azúcar glass, la sal, las yemas de huevo.

2. Una vez bien mezclados, pondremos la harina tamizada, la almendra molida, la canela y la naranja confitada. Mezclaremos todos los ingredientes con la punta de los dedos hasta que queden bien unidos. No se trata de amasar.

3. Seguimos con la receta de galletas de almendra. Otra forma es con la palma de las manos se aplastan y avanzan los ingredientes sobre la mesa. Después se recogen y se vuelve a hacer lo mismo. Se notará que van uniéndose los ingredientes.

4. Envolvemos en un cilindro con film de cocina y dejamos que se enfríe la masa unos 30 minutos y después ya la podremos estirar con un rodillo dándole un grosor de 4 mm. Lo haremos espolvoreando azúcar glass sobre la mesa de trabajo.

5. Cortamos con un corta pastas y ponemos en una bandeja de horno con papel de hornear e introducimos al horno precalentado a 180 ºC durante unos 13-15 minutos.

6. Dejamos enfriar la receta de galletas de almendra sobre la bandeja unos 5 minutos y después retiramos a una rejilla para que se enfríen por completo.

Vídeo de la receta de la naranja confitada

Os dejo el vídeo con la receta de la naranja confitada. Son muy fáciles de hacer, podéis acceder a la receta en texto desde los ingredientes de esta receta. Merece la pena hacerlas en casa, luego las podéis conservar en un bote como si fuese mermelada o la podéis congelar.