Problema que se suele repetir en comentarios y mails que me enviáis: «nunca consigo que me salgan los bizcochos». Pues bien, si hay una receta de bizcocho de chocolate que nunca falla es esta, y además hoy lo vamos a hacer de chocolate.

Se trata de la tradicional receta de bizcocho cuatro cuartos. Sí, cuatro cuartos porque si cogemos como referencia 1 kilo de peso, 250 gramos será de mantequilla, 250 gramos de harina, 250 gramos de azúcar, 250 gramos huevos. Además se le añade una cucharadita de sal y un par de cucharaditas de impulsor. Y es que es tan fácil que se puede recordar sin necesidad de nada. ¿Y el chocolate? Pues ahora veremos cómo cambiamos algunos ingredientes, una regla que nos servirá también para futuras recetas que queramos hacer.

Cómo hacer un bizcocho de chocolate que nunca falla

Pues sí, la regla general es que para hacer un bizcocho de chocolate vamos a sustituir parte de harina por una parte igual de cacao en polvo (100 % cacao, no sirven cacao soluble o chocolate a la taza). Y después pues para gustos, pero hay que tener en cuenta que el cacao 100 % amara bastante y por lo tanto si ponemos mucha cantidad nos quedará bastante amargo, además de que aunque sustituyamos por la misma cantidad de harina, el cacao en polvo y la harina no tienen nada que ver en cuanto a propiedades.

Ingredientes para un molde rectangular de 1 litro:

250 g de mantequilla
200 g de azúcar
250 g de harina
50 g de cacao en polvo (100 % cacao)
5 huevos (250 gramos aproximadamente sin cáscara)
1 cucharadita de impulsor o levadura química
1/2 cucharadita de sal

Paso a paso:

1. Empezaremos con dos pasos. El primero ponemos a precalentar el horno a 170 ºC y el segundo forramos o encamisamos el molde. Podemos hacerlo de dos formas, una con mantequilla y papel de horno y la tradicional con mantequilla o aceite y harina. Podéis ver cómo se hace en esta vídeo receta que hice hace dos semanas de banana bread.

2. En un bol ponemos la mantequilla, que la tendremos a temperatura ambiente para que esté como si fuese una pomada, y la batimos junto al azúcar hasta que quede muy cremosa.

3. Añadimos los huevos uno a uno, que también los tenemos que tener a temperatura ambiente, y después añadiremos la harina que habremos mezclado antes con el cacao en polvo y la levadura y la sal.

4. Ponemos en un molde de cake de unos 25 cm x 8 cm. Y horneamos una hora aproximadamente.

5. Como todos los bizcochos si vemos que a mitad de cocción o a tres cuartos de cocción ya ha subido y se empieza a poner dorado por encima podemos apagar la parte de arriba del horno, dejando solo la de abajo, además de taparlo con un papel de aluminio por encima. Esto lo haremos lo más rápido posible para que no se nos baje.

6. Al final probaremos con un palillo si ya está cocido nuestro bizcocho de chocolate fácil, lo pinchamos y si sale manchado dejaremos más tiempo. Iremos probando de este modo hasta que esté cocido por completo.