Los “lunes al sol” tienen estas cosas, que ahora puedo cocinar algo más. Aprovechando que estoy cerca de la calle General Margallo (Madrid) he comprado algunas cosas asiáticas para la delicia de nuestro paladar. Ya sabéis, y si no no os vais a librar de que os lo cuente, que en esta calle se sitúan algunos de los mejores “super” asiáticos de Madrid. De hecho, cada vez hay más, aunque casi todos sean propiedad de Ibero China.

Me encanta ir a esta tienda, en especial porque el público ha cambiado muchísimo de la primer vez que fui hace ya unos cuantos años. En alguna ocasión me encontré a algún cocinero de DiverXO, otras veces, como hoy, me encuentro a señoras que a priori no dan con la imagen de alguien que le guste este tipo de comida, otras veces, jóvenes compradores que se nota que saben elegir. Pero lo que más me gusta es ir con alguien que va por primera vez. Sus caras al descubrir ingredientes nuevos son las mejores. La cocina asiática es, definitivamente, muchísimo más, infinitamente más que el sushi. Solo hay que dar un pequeño paso para descubrirla.

El Pak Choi o Bok Choy lo encontraremos en este tipo de tiendas bajo la denominación de ‘Col China’. Y es que eso es lo que es. Si tuviésemos que compararla con alguna verdura nuestra, podría ser algo más suave que nuestra col o repollo. Por supuesto que de forma no se parece ni de lejos, en este sentido se puede parecer más a las acelgas, aunque su sabor también es más suave y por supuesto también es diferente en forma.

Cómo hacer un salteado de pak choi con sésamo

Se pueden preparar en diferentes tipos de recetas, ideales para incluir en sopas o en salteados. De hecho, una de las recetas básicas es la de hoy, un salteado de pak choi. La he hecho siguiendo los pasos del blog de Pepekitchen. Se tarda muy poco en hacerla y además resulta riquísima. Eso sí, he comprado más y otro día vendré con otro tipo de salteado.

Ingredientes para dos personas

4 pak choi, 3 dientes de ajo, 2 cucharadas de sésamo, 2 cucharadas de aceite de girasol, 2 cucharadas de salsa de soja y 1 cucharada de aceite de sésamo.

Elaboración paso a paso

Pak choi

Empezaremos blanqueando los pak choi. Es decir, ponemos a hervir agua en gran cantidad para que al echar los pak choi no deje de hervir, o al menos vuelva a hervir rápidamente, y los cocemos durante 1 minuto. Después los retiramos y refrescamos con agua fría para que no sigan cociéndose.

Pak choi salteado con sésamo

Por otro lado en una sartén o si tenéis wok, mejor, pondremos el aceite a calentar. Una vez caliente añadimos los ajos laminados. Salteamos rápidamente y añadimos los pak choi y las semillas de sésamo. Saltemos durante dos minutos y retiramos para servir.

En la mesa acompañaremos con la salsa de soja y el aceite de sésamo. ¿Veis como es muy fácil? Pues está riquísima.