A estas alturas de la serie esto de cómo hacer mantequilla en casa no es ningún secreto para ninguno de los que me seguís seguramente. Pero bueno, el hacer mantequilla hoy en casa tiene una razón de ser. Y también, en parte, es la misma que me ha hecho estar sin postear las dos últimas semanas. Y es que toca replantear las 100 recetas de galletas, no todas, porque este blog no se convertirá en un blog sin lactosa, si no más bien, algunos planteamientos sí que van a variar.

Después de un año con problemas gastrointestinales le han descubierto a mi mujer una intolerancia a la lactosa. En fin, uno se da cuenta desde ese momento la cantidad de cosas que ponen en la mayoría de productos del super y a su vez descubre como casi una misión imposible encontrar sin lactosa según qué cosas, en especial los productos lácteos.

Hoy nos toca la mantequilla. Cierto es que hay alguna marca de mantequilla sin lactosa en el mercado, pero es complicadísimo encontrarlas. De hecho por el momento solo he encontrado en una tienda on line una marca y la tienen agotada. Otros sustitutos, por decirlo de alguna forma, pueden ser las margarinas de origen vegetal, aunque muchas de ellas no están libres de lactosa y otras muchas tienen grasas hidrogenadas. Por lo que nos quedaríamos con las libres de lactosa y libres de grasas hidrogenadas.

Otra opción es la que os he comentado hacerla en casa a partir de nata sin lactosa. Como de esto somos nuevos, no sabemos si existen diferentes marcas que la tengan en el mercado, supongo que como en todo habrá varias, pero la que podemos encontrar más fácil es la de Kaiku sin lactosa. Además con un 38% de materia grasa, lo cuál si que es raro de encontrar. Eso sí, al hacer mantequilla de esta forma tenemos que tener en cuenta que, con algo de merma en la elaboración, obtendremos por cada kilo de nata sin lactosa unos 350 gramos de mantequilla. Ahora, el precio pues será de unos 6 a 7 euros (estos 350 gramos de mantequilla). Precio de oro.

Cómo hacer mantequilla en casa

Por lo tanto, para hacer mantequilla solo vamos a utilizar nata. Esta nata será de unos 35% de materia grasa, más o menos. Puesto que es más fácil de montar.

Sí, lo que haremos será empezar a montar la nata batiéndola. El hacer mantequilla es más un despiste en el batido de la nata que otra cosa. Si lo hacéis en una maquina y metéis mucha nata tendréis que plastificar la maquina.

Seguiremos batiendo la nata ya montada hasta que veamos que se empieza a poner amarilla y se empieza a cortar. O mejor dicho, se separa la grasa del suero de la leche.

Una vez que esté totalmente separada, cogemos todo y lo pasamos a un bol con un paño de algodón, una estameña o algo similar. Pero no un trapo de esos de toalla. Entonces, prensamos el trapo para sacar todo el suero posible. Y solo queda guardar la mantequilla y darle el uso que deseemos.